Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +
estoy registrado  |  ¿registrarme?
rápido, gratis y seguro
El Testigo Fiel
«Mira que estoy a la puerta y llamo, si alguno oye mi voz y me abre la puerta, entraré en su casa y cenaré con él, y él conmigo...»
formación, reflexión y amistad en la fe, con una mirada católica ~ en línea desde 2003
Roma
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Yahoo
Enviar por email

El gran silencio de Joseph Ratzinger

16 de abr de 2017
La disminución de la fuerza física de Benedicto XVI, que cumple hoy 90 años, subraya la conveniencia de su histórica renuncia hace ahora 4 años.

La mente permanece lúcida, pero las fuerzas, relatan quienes le ven habitualmente, apenas alcanzan para dar unos pasos acompañado de un andador. Cuando no era así, hace ahora algo más de 4 años, Joseph Ratzinger, el primer papa emérito, dio el paso al lado más importante que se recuerda en el Vaticano. Desde entonces, vive en el convento de monjas Mater Ecclesiae, a escasos centenares de metros del papa Francisco. Ambos visten prácticamente igual, pero Benedicto XVI lo hace retirado de la vida pública, en silencio y oculto, tal y como prometió. Hoy cumple 90 años.

Joseph Ratzinger (Marktl am Inn, 1927) es un anciano con dificultades físicas —incluidas de oído y visión—, que afronta la última etapa de su vida con una discreción absoluta. Se entretiene a diario leyendo dos periódicos alemanes, pero también L'Osservatore Romano (el periódico del Vaticano), L'Avvenire y una reseña de prensa que le prepara la Secretaría de Estado. Cada noche, mira un telediario y, cuando las manos no le fallan, todavía se sienta al piano para tocar algunas piezas. Hoy, día de su cumpleaños, le visitará su hermano Georg (93 años) y mañana, para no interferir en los ritos del Domingo de Resurrección, realizará una pequeña celebración al estilo bávaro, según ha contado a La Repubblica su secretario personal y mano derecha, Georg Gänswein, en la que también estará el primer ministro de Baviera, Horst Lorenz Seehofer. Todo está diseñado estos días para colmar su discreta felicidad.

Los últimos días de Benedicto XVI en las silla de Pedro, sin embargo, fueron mucho más complicados. Acosado por los escándalos de pederastia y la incesante cascada de indiscreciones que emanaban del caso Vatileaks —propiciadas por la dolorosa traición de Paolo Gabriele, su secretario personal—, abrieron la tertulia global sobre los motivos de su renuncia. “Un pastor rodeado por Lobos”, le definió el siempre contenido L'Osservatore Romano. “Las aguas bajaban agitadas, el viento soplaba en contra y Dios parecía dormido, ..”, dijo él mismo en su despedida acudiendo al Evangelio. Agotado físicamente desde hacía meses, Ratzinger, el gran teólogo que en ocasiones pudo dar la impresión de estar más ocupado de las cuestiones del cielo que de las de la tierra, tomó de forma silenciosa la decisión más mundana que podía imaginarse. “Mi momento había pasado, di todo lo que podía dar”, reveló a Peter Seewald en las charlas que dieron pie en 2016 al libro/testamento Últimas conversaciones.

La renuncia , que apenas conocían cuatro personas, se fraguó en agosto de 2012. Más allá del agotamiento físico evidente, se habló entonces de presiones internas, de "cuervos" acechando y de un cierto acorralamiento. El padre Federico Lombardi, presidente de la Fundación Vaticana Joseph Ratzinger y portavoz del Vaticano durante el papado de Benedicto XVI y parte del de Francisco, rechaza de plano esa idea. “Lo de las presiones no tiene ningún fundamento. Cualquier persona de buen sentido se da cuenta de que si él sentía esa fatiga hace 4 años, ahora solo puede ser mayor. Tomó libremente la decisión, delante de Dios, pero con consideraciones muy evidentes y razonables. Se sentía cansado para hacer viajes, celebraciones, audiencias. Y eso se ha ido confirmando con el paso del tiempo. Fue una decisión del todo razonable, y el tiempo no hace más que confirmarlo”, insiste Lombardi, buen conocedor del periodo de transición entre ambos papas.

Justamente, entre las visitas que recibe a menudo Ratzinger —incluido esta última semana para felicitarle el cumpleaños y la Pascua— ha sido relativamente habitual la del papa Francisco, con quien ha mantenido una fluida relación estos últimos 4 años, pese a la insólita situación que se creó aquella noche del 28 de febrero, cuando se hizo efectiva la renuncia. Nunca antes dos papas habían convivido a tan pocos metros. Jorge Mario Bergoglio le pide a menudo que rece por él e, incluso, le ha mostrado importantes documentos como la controvertida y avanzada exhortación apostólica Amoris Laetitia. Ratzinger, mucho más inclinado a la ortodoxia que su sucesor, nunca ha opinado públicamente sobre ninguno de estos asuntos, aunque sería fácil situarle en las antípodas de este nuevo estilo de pensamiento y gestión en el Vaticano.

Pero más allá de los motivos y del transcurso de su papado, su renuncia fue un moderno gesto que abrió una nueva vía. “Causó mucha impresión porque era nuevo. Pero con ello ha abierto un camino para poder tomar una decisión de este tipo de forma muy natural, sin que sea ya extraordinaria. Para sus sucesores, una valoración de esta posibilidad va a ser más fácil que para él. El papa Benedicto XVI reza por la Iglesia, todos le quieren, pero no interfiere para nada en su Gobierno”, señala Lombardi. Un silencio que extiende incluso los diarios con reflexiones personales, que según ha contado, también destruirá antes de marcharse.

Por Daniel Verdú

fuente: El País
puedes agregar un comentario
nombre:
email (opt):
comentario:
Ip: 54.162.44.105
Copia este código antispam en el casillero:
Buscador simple (o avanzado)
El buscador «simple» permite buscar con rapidez una expresión entre los campos predefinidos de la base de datos. Por ejemplo, en la biblioteca será en título, autor e info, en el santoral en el nombre de santo, en el devocionario, en el título y el texto de la oración, etc. En cada caso, para saber en qué campos busca el buscador simple, basta con desplegar el buscador avanzado, y se mostrarán los campos predefinidos. Pero si quiere hacer una búsqueda simple debe cerrar ese panel que se despliega, porque al abrirlo pasa automáticamente al modo avanzado.
 
Además de elegir en qué campos buscar, hay una diferencia fundamental entre la búsqueda simple y la avanzada, que puede dar resultados completamente distintos: la búsqueda simple busca la expresión literal que se haya puesto en el cuadro, mientras que la búsqueda avanzada descompone la expresión y busca cada una de las palabras (de más de tres letras) que contenga. Por supuesto, esto retorna muchos más resultados que en la primera forma. Por ejemplo, si se busca en la misma base de datos la expresión "Iglesia católica" con el buscador simple, encontrará muchos menos resultados que si se lo busca en el avanzado, porque este último dirá todos los registros donde está la palabra Iglesia, más todos los registros donde está la palabra católica, juntos o separados.
 
Una forma de limitar los resultados es agregarle un signo + adelante de la palabra, por ejemplo "Iglesia +católica", eso significa que buscará los registros donde estén las dos palabras, aunque pueden estar en cualquier orden.
La búsqueda no distingue mayúsculas y minúsculas, y no es sensible a los acentos (en el ejemplo: católica y Catolica dará los mismos resultados).
Noticias de los últimos 15 días
Roma
el miércoles el presidente de Estados Unidos volará a Roma ... no leida
El Santo Padre quiso retomar, también en mayo, con la ... no leida
El papa Francisco anunció este domingo, al finalizar el Regina ... no leida
Francisco en Santa Marta: para lograrlo hay que «permanecer en ... no leida
La persona humana es siempre valiosa y tiene una dignidad ... no leida
“Repensar Europa”. Este es el título del Foro de Diálogo ... no leida
En su Audiencia general del miércoles de la quinta semana ... no leida
Tras regresar de su Viaje Apostólico a Fátima y canonizar ... no leida
El Secretario de Estado antes del viaje del Papa: lo ... no leida
Video-mensaje de Francisco a los portugueses, a dos días de ... no leida
Continuando su ciclo de catequesis sobre “la esperanza”, el Obispo ... no leida
El Papa en viaje
El saludo de Francisco en la bendición de las velas ... no leida
«Prefiero a la Virgen Madre que a la que se ... no leida
Ecuménicas e interreligiosas
En curso en Castel Gandolfo (Roma), una Semana Ecuménica promovida ... no leida
Iglesia en el Mundo
Anuncian en Cannes «Pope Francis. A man of his word», ... no leida
América y España
La Conferencia Episcopal Argentina (CEA) dio a conocer el “Protocolo ... no leida
Sábado 20 y domingo 21 de mayo serán de intensa ... no leida
Dialogando con Marcelo Figueroa, iniciador y responsable de la edición ... no leida
¨La Iglesia no debe proteger al cura abusador, ese fue ... no leida
El teólogo rompe su silencio después de negársele el Doctorado ... no leida
Reflexiones de un párroco de Valladolid en su blog, de ... no leida
A diez años de la Conferencia de Aparecida, se está ... no leida
Espiritualidad y Cultura
Cada vez más instituciones católicas de todas las partes del ... no leida
Del 25 de mayo al 3 de junio se desarrollará ... no leida
En Madrid, organizado por la Fundación Maior, para el viernes ... no leida
Solidaridad
Durante los meses de mayo y junio, la Campaña SI ... no leida
Con el objetivo de reflexionar sobre niñez, adolescencia y pobreza ... no leida
© El Testigo Fiel - 2003-2016 - todos los contenidos del portal pueden reproducirse libremente, mencionando la fuente.
Sitio realizado por Abel Della Costa