Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +
estoy registrado  |  ¿registrarme?
rápido, gratis y seguro
El Testigo Fiel
«Mira que estoy a la puerta y llamo, si alguno oye mi voz y me abre la puerta, entraré en su casa y cenaré con él, y él conmigo...»
formación, reflexión y amistad en la fe, con una mirada católica ~ en línea desde el 20 de junio de 2003
Foros: La voz del Espíritu
tema: «San Francisco Javier»
Arte - Familia - Hoy en la Iglesia - La voz del Espíritu - Mil nombres para Dios - Temas de Biblia - Teología - Zona Periscopio - Zona Café
Buscador simple (o avanzado)
El buscador «simple» permite buscar con rapidez una expresión entre los campos predefinidos de la base de datos. Por ejemplo, en la biblioteca será en título, autor e info, en el santoral en el nombre de santo, en el devocionario, en el título y el texto de la oración, etc. En cada caso, para saber en qué campos busca el buscador simple, basta con desplegar el buscador avanzado, y se mostrarán los campos predefinidos. Pero si quiere hacer una búsqueda simple debe cerrar ese panel que se despliega, porque al abrirlo pasa automáticamente al modo avanzado.
 
Además de elegir en qué campos buscar, hay una diferencia fundamental entre la búsqueda simple y la avanzada, que puede dar resultados completamente distintos: la búsqueda simple busca la expresión literal que se haya puesto en el cuadro, mientras que la búsqueda avanzada descompone la expresión y busca cada una de las palabras (de más de tres letras) que contenga. Por supuesto, esto retorna muchos más resultados que en la primera forma. Por ejemplo, si se busca en la misma base de datos la expresión "Iglesia católica" con el buscador simple, encontrará muchos menos resultados que si se lo busca en el avanzado, porque este último dirá todos los registros donde está la palabra Iglesia, más todos los registros donde está la palabra católica, juntos o separados.
 
Una forma de limitar los resultados es agregarle un signo + adelante de la palabra, por ejemplo "Iglesia +católica", eso significa que buscará los registros donde estén las dos palabras, aunque pueden estar en cualquier orden.
La búsqueda no distingue mayúsculas y minúsculas, y no es sensible a los acentos (en el ejemplo: católica y Catolica dará los mismos resultados).
Temas:
mensajes por página:
por Abel (11-feb-2019 - último: 12-ago-2019, 21:58:54)
por PADRE GABE, OCPJ - BARCELONA (i) (31-mar-2019 - último: 31-mar-2019, 09:58:48)
por hopla (08-dic-2006 - último: 13-mar-2019, 21:14:35)
por Maite (18-ene-2019)
por Maite (18-ene-2019)
por Maite (26-jul-2018 - último: 03-ago-2018, 20:14:39)
por feminico (24-oct-2011 - último: 03-ago-2018, 13:32:31)
por Maite (02-ago-2018)
por Maite (26-jul-2018)
por Maite (14-jul-2018)
por Maite (30-jun-2018)
por Maite (14-jun-2018)
por Maite (14-jun-2018)
por Soledad (i) (11-oct-2015 - último: 16-ene-2018, 03:47:01)
por Carlos JBS (29-sep-2016 - último: 15-ene-2018, 13:40:38)
por andrea (01-mar-2004 - último: 13-ene-2018, 15:38:13)
por Jorge (Kanbei) (11-abr-2017 - último: 11-abr-2017, 20:25:13)
por Maria Silvia (i) (09-abr-2017 - último: 10-abr-2017, 20:23:52)
por Carlos JBS (15-ene-2017 - último: 04-abr-2017, 20:29:26)
por Carlos JBS (02-abr-2017 - último: 02-abr-2017, 17:02:07)
por Maite (16-mar-2017)
por Maite (07-sep-2016 - último: 04-oct-2016, 09:39:02)
por Rosy (02-ene-2012 - último: 05-sep-2016, 04:14:48)
por soledad (19-oct-2011 - último: 17-nov-2015, 15:09:40)
por Margarita (i) (29-dic-2012 - último: 14-oct-2015, 06:55:40)
por Maite (27-ago-2015 - último: 28-ago-2015, 12:49:07)
por Maite (27-ago-2015 - último: 28-ago-2015, 12:48:17)
por Maite (27-ago-2015)
por Maru Courtney (11-sep-2003 - último: 01-ago-2015, 10:53:42)
por Maite (19-feb-2015 - último: 28-feb-2015, 14:29:01)
por BOINA ROJA (i) (06-jul-2006 - último: 09-ene-2014, 15:17:17)
por Andy (06-jul-2009 - último: 10-oct-2013, 02:14:01)
por Maite (20-ago-2013 - último: 06-sep-2013, 11:30:04)
por Maite (30-ago-2013 - último: 01-sep-2013, 16:28:12)
por Maite (04-jul-2013 - último: 15-jul-2013, 09:20:18)
por Abel (14-may-2013 - último: 16-jun-2013, 12:07:12)
por Abel (31-mar-2013 - último: 01-abr-2013, 02:57:26)
por Abel (19-ene-2013 - último: 20-ene-2013, 22:08:24)
por Maite (10-dic-2012 - último: 14-dic-2012, 15:31:31)
por Maite (07-dic-2012 - último: 08-dic-2012, 15:11:55)
por Maite (25-nov-2012 - último: 28-nov-2012, 12:46:53)
por Maite (14-nov-2012 - último: 15-nov-2012, 22:22:03)
por flaviamile (30-jun-2011 - último: 19-oct-2012, 16:20:52)
por Maite (12-sep-2012 - último: 16-sep-2012, 11:46:34)
por Abel (04-sep-2012 - último: 05-sep-2012, 02:52:39)
por Carlos JBS (30-may-2012 - último: 25-ago-2012, 08:12:13)
por Abel (11-ago-2012 - último: 16-ago-2012, 13:30:08)
por Hernan (14-jul-2012 - último: 09-ago-2012, 00:06:48)
por Maite (27-may-2012 - último: 27-may-2012, 23:03:42)
por Maite (12-abr-2012 - último: 13-abr-2012, 13:20:11)
por Abel (06-abr-2012 - último: 12-abr-2012, 19:16:18)
por Maite (25-feb-2012 - último: 26-mar-2012, 18:28:37)
por Maite (24-mar-2012 - último: 24-mar-2012, 19:49:31)
por Abel (08-jul-2010 - último: 12-mar-2012, 17:18:51)
por Abel (11-feb-2012 - último: 03-mar-2012, 14:53:55)
por Gerard (01-feb-2012 - último: 02-feb-2012, 17:08:54)
por Rosy (07-jul-2011 - último: 31-dic-2011, 06:24:52)
por soledad (03-nov-2011 - último: 11-dic-2011, 11:55:46)
por Rosy (10-mar-2011 - último: 07-jul-2011, 22:03:55)
por Maricruz (18-jun-2011 - último: 22-jun-2011, 05:55:45)
por Abel (16-jun-2011 - último: 16-jun-2011, 16:45:29)
por Gerard (24-abr-2011 - último: 03-may-2011, 18:20:53)
por Abel (30-mar-2011 - último: 05-abr-2011, 00:15:48)
por Maricruz (08-mar-2011 - último: 10-mar-2011, 09:34:31)
por Rosy (16-oct-2010 - último: 10-mar-2011, 01:26:49)
por Abel (07-ene-2011)
por Abel (08-nov-2009 - último: 04-ene-2011, 10:27:44)
por Abel (09-dic-2010 - último: 13-dic-2010, 23:38:35)
por Abel (02-dic-2010 - último: 10-dic-2010, 01:52:39)
por Abel (06-nov-2010 - último: 15-nov-2010, 12:41:47)
por sol g. (04-feb-2007 - último: 21-oct-2010, 18:37:31)
La misa (23)
por Fej Delvahe (i) (03-oct-2010 - último: 08-oct-2010, 14:16:51)
por Abel (28-jun-2010 - último: 04-jul-2010, 05:08:32)
por Abel (24-jun-2010 - último: 24-jun-2010, 22:46:22)
por Abel (19-jun-2010 - último: 20-jun-2010, 09:08:20)
por Abel (01-jun-2010 - último: 01-jun-2010, 22:15:56)
por Satsang (21-nov-2009 - último: 12-may-2010, 02:34:33)
por Abel (13-abr-2010 - último: 17-abr-2010, 15:38:10)
por Pitus minor (20-mar-2010 - último: 22-mar-2010, 14:49:04)
por Toñi (29-may-2008 - último: 08-dic-2009, 04:59:32)
por mizales (01-dic-2009 - último: 06-dic-2009, 16:20:29)
por Jorge (i) (13-jul-2009 - último: 02-dic-2009, 07:11:35)
por Luis Manuel (24-nov-2009 - último: 30-nov-2009, 19:34:40)
por Gerard (02-oct-2008 - último: 30-nov-2009, 00:38:50)
por Gerard (18-nov-2008 - último: 29-nov-2009, 10:48:32)
por Gerard (07-jul-2009 - último: 28-nov-2009, 14:16:30)
por Carlos JBS (08-jun-2009 - último: 10-jul-2009, 12:38:24)
por Alberto (02-feb-2009 - último: 13-jun-2009, 18:02:21)
por jorgeluis (30-abr-2009)
por Carlos JBS (22-abr-2009 - último: 30-abr-2009, 01:55:58)
id: 56284
permalink del tema entero: https://eltestigofiel.org/index.php?idu=fr_56284
San Francisco Javier
por: Abel (88.29.104.---) - 02-dic-2010, 23:28:13

Mañana, o mejor dicho, ya hoy, es san Francisco Javier, y acabo de subir la edición BAC del epistolario, que es una auténtica maravilla. La hagiografía que puse en el santoral, tomada del Butler (http://.www.eltestigofiel.org/lectura/santoral.php?ids=4394 ), va contando la vida del santo y a la vez intercalando citas de sus epístolas, así que puede ser una buena manera de acercarse.

Copio una perla:

Escribe al rey don Juan de Portugal (que es quien lo comisionó en su misión a la India), en ella habla del peligro en que estaban los neófitos de volver al paganismo, «escandalizados y desalentados por las injusticias y vejaciones que les imponen los propios oficiales de Vuestra Majestad ... Cuando nuestro Señor llame a Vuestra Majestad a juicio, oirá tal vez Vuestra Majestad las palabras airadas del Señor: '¿Por qué no castigaste a aquellos de tus súbditos sobre los que tenías autoridad y que me hicieron la guerra en la India?'»

No se andaba con vueltas...

Otra:

En una carta al P. Simón Rodríguez, habla todavía con mayor franqueza acerca de los europeos: «No titubean en hacer el mal, porque piensan que no puede ser malo lo que se hace sin dificultad y para su beneficio. Estoy aterrado ante el número de inflexiones nuevas que se dan aquí a la conjugación del verbo 'robar'»

Respecto del pueblo japonés dice que «no hay entre los infieles ningún pueblo más bien dotado que el japonés», ¿tienes Maricruz esa misma impresión respecto del sentimiento religioso que hay allí? y otra pregunta ¿ha quedado en el escaso cristianismo del Japón algo que pueda decirse que es de herencia Javeriana, o las persecuciones barrieron con todo?


---------------------
«La adversidad es el anillo espiritual que sella los esponsales con Dios» (Gertrudis la Magna)

id: 56287
permalink de este mensaje: https://eltestigofiel.org/index.php?idu=fr_56287
Re: San Francisco Javier
por: Maricruz (221.89.37.---) - 03-dic-2010, 00:43:10

Mmmm... Es un tema que da mucho a pensar y que no se puede resumir en unas cuantas frases.

Cuando los occidentales llegamos al Japón, podemos caer en dos actitudes opuestas, las dos con sus razones. Una es quedarse boquiabiertos ante conductas increiblemente humanas de acogida, de delicadeza, de paciencia, de sensibilidad... Y otra es desesperarse ante el muro de unas costumbres y actitudes que chocan con nuestra "espontaneidad" occidental y que pueden rayar en una aparente hipocresía. Digo aparente, porque no todo es lo que parece, ni los extremos mejores, ni los peores. Son seres humanos, como todos, con problemas como todos, y necesitados de redención, como todos.

Pero ciertamente hay algo, no solo en Japon, sino en todos los pueblos del Extremo Oriente, algo así como una sensibilidad a lo invisible, una valoración extraordinaria por la pureza de corazón y la paz interior. Es como una preparación evangélica que ha sido probablemente madurada por siglos de budismo. El primer libro que leçí sobre el Japón, de joven, cuando no tenía ni la menor idea de que lo llegaría a conocer, fue del P. Arrupe, donde contaba sus experiencias como misionero en Japon.

Y de aquel libro solo puedo recordar dos cosas, porque las dos, quizás son bien patentes. La primera fue cuando relata su encuentro con una señora mayor, que a ojos vistas vio a él para abrirle su corazón por algun problema que tenía. Él, con el entusiasmo novel de misionero se apresuró a introducirse en el tema, lo que hizo que la pobre mujer ya no pudiera decir nada. Y es que aqui, el corazón se abre poniendo mucho aceite en los goznes de sus puertas. Hay que dar tiempo para que la persona, ella misma vaya dando pasos hacia lo que realmente interesa. Querer entrar "a la española"... resulta brusco y falto de sensibilidad... Es algo que todos los que venimos aqui debemos aprender si quertemos relacionarnos con cierta facilidad. La segunda cosa que recuerdo, y que coincide con S. Francisco Xavier es cuando el P. Arrupe aplica a los japoneses aquella frase del Mio Cid: "¡Dios, que buen caballero, si tuviera buen Señor!"

Cuando te abren su corazón son personas simplemente deliciosas. En mi caso, sé que como extranjera nunca podré tener los niveles de adaptación que puede llegar a tener una persona nacida aqui, y a pesar de ello, disfruto de relaciones muy lindas. Hoy msmo iré a visitar a mi "ahijada", una viejecita en su cama que ya no puede hablar, pero que lo dice todo con sus ojos, cuando nos encontramos. Otra ancianita que pasa por ser "difícil" en su casa, por ser demasiado firme de carácter (¡es maestra de tiro al arco!) solo dimite conmigo, que con mis bromas tontitas logro hacer que se relaje y sonría; fue huérfana de muy niña y ahora ha encontrado a su madre.... en mi, bastante más joven que ella. Tengo una amiga de mi edad con la que compartimos caminatas y peregrinaciones, de tal manera que se vino conmigo a Africa a principios de este año y disfrutamos cantando y bailando en la montaña del monasterio, rodeadas de aquella naturaleza bella y selvática. He dicho bailando... y aquí hay que entender algo, que es lo importante, y es que la afinidad que sentimos nos permite movernos como si danzáramos, cuando vamos juntas por ahí, en una especie de comunicación libre de las comunes represiones a que están ligadas la mayor parte de las comunicaciones humanas. Otra cosa que experimento con cierta sorpresa es que teniendo dificultades para expresar claramente sus sentimientos,  con alguien extranjero se abren con mayor facilidad, de manera que, en muchos casos, el japonés se comporta diferentemente cuando está en el extranjero y cuando está en Japón, bajo la presión de las convenciones sociales de aquí.

No obstante, me doy cuenta que no es solo la cultura, sino también la raza. Todos podemos recordar la dulzura de la japonesa-americana, de teercera o cuarta generación, que pasó por estos foros y que tenía una suavidad tipicamente japonesa. Muchos japoneses en el extranjero, adquieren soltura en su manera de relacionarse, pero sin perder ese "algo" sensible e interior que loshace tan atractivos.

Estoy pensando ahora en las nuevas generaciones, educadas sin religión, en una promiscuidad sexual muy moderna, y también en el materialismo que produce con la abundancia de los bienes de consumo y del dinero fácil. Pero estos mismos jóvenes, a pesar de haber perdido mucho de aquella antigua nobleza, como pasa en occidente, también tienen sus propios valores de humanidad, y con la edad, al "sentar la cabeza", con frecuencia se convierten en excelentes personas.

All venir al Japón lo hice creyendo que Asia necesita a Cristo. Y conociendo el Oriente, aun más, creo que el alma oriental es sensible al Evangelio. Abierta al Evangelio. El problema, ahora como antes, en el tiempo de S Francisco Xavier, es la confusión entre fe cristiana y cultura occidental. Los misioneros venían con su acervo de formación escolástica y se encontraban con la incapacidad de comprender ese estilo de pensamiento. El pensamiento japonés es intuitivo. No deduce, sino que ve... Si lo ve, puede aceptar la deducción correspondiente, pero si no ve, por la sola deduccción, se queda en blanco... No le entra al corazón, ni al intelecto, incluso en el caso que pueda llegar a manejar los conceptos de manera racional.

Esto último que he dicho es mjuy importante en la inculturación del Evangelio. Y me atrevería a decir que no solo lo es en Oriente, sino en todo el mundo.

Un problema actual, pero viejo, pues ya comenzó conla primera evangelización es el del choque cultural. Hay aquí, como en Africa, y como supongo que sucede en todos los países de misión, un rechazo más o menos fuerte de lo impuesto desde fuera. Es el choque cultural. Es el rechazo de la "superioridad" del extrajero. Se quiere dar fuerza a la Iglesia como Iglesia local. Ni soñar de poner un obispo extrajero. Todos son del país, aunque necesiten el apoyo de los misioneros y la fuerza de las congregaciones establecidas desde el extranjero.

Por suerte, aquí, en Japon, la mayoría de los misioneros se adaptan bastante y con mucha humildad. A pesar de ello, he escuchado declaraciones de incompatibilidad total con sus hermanos extranjeros por parte de miembros japoneses de las congregaciones. Somos tan diferentes.... y también ¡somos tan iguales! Ser misionero es un camino de abajamiento y humildad, al ejemplo de Jesús ser capaz de lavar los pies del pobre y caminar por los pasos del humilde de corazón.

Que San Francisco Xavier nos ayude con su intercesión!¡ ¡Quiero leer esas cartas!!!! ¿están en formato digital?

En el cine oriental se puede percibir algo de

 

¿A quién iremos, Señor? Solo tú tienes palabras de vida eterna

id: 56288
permalink de este mensaje: https://eltestigofiel.org/index.php?idu=fr_56288
Re: San Francisco Javier
por: Maricruz (221.89.37.---) - 03-dic-2010, 00:51:32

Qué despistada soy. Al releer he visto donde encontrarlo. Ya lo he bajado. Muchas gracias, Abel.


¿A quién iremos, Señor? Solo tú tienes palabras de vida eterna

id: 56290
permalink de este mensaje: https://eltestigofiel.org/index.php?idu=fr_56290
Re: San Francisco Javier
por: Abel (88.29.104.---) - 03-dic-2010, 01:03:10

«Qué despistada soy»... ¡y tanto! dejaste el mensaje con «En el cine oriental se puede percibir algo de...», y ya. Y yo quiero más.

Pero tranquila que tenemos tiempo.

Con todo loq ue valoro el intelecto y la vida intelectual, y la verdad es que ni por asomo opongo una verdad "intelectual" a una "vivida", pero pienso que la primacía es siempre de lo que se ve "holísticamente", "con el corazón". Creo que de eso es de lo que auténticamente habla el intelecto cuando percibimos que no está simplemente tratando de "enredarnos" con razonamientos.

Pero sigue tú por donde ibas.


---------------------
«La adversidad es el anillo espiritual que sella los esponsales con Dios» (Gertrudis la Magna)

id: 56313
permalink de este mensaje: https://eltestigofiel.org/index.php?idu=fr_56313
Re: San Francisco Javier
por: MACnuel (200.59.28.---) - 05-dic-2010, 13:37:52

Maricruz:

Me gusto muchísimo la descripción que haces de la cultura japonesa. Ello hace que surjan en mi dos inquietudes.

La primera se refiere a nuestras culturas indígenas latinoamericanas: siempre he defendido que nuestras culturas indígenas, al menos las del norte (hasta Nicaragua) que son las que conozco bien, son mucho más orientales que occidentales y, por ende, la primera evangelización fue un ataque brutal a ellas, más de lo que podemos suponer juzgando sólo los actos de barbarie física cometida por la mayoría de los conquistadores. Conste que no estoy acusando ni quiero iniciar una polémica sobre si hubo o no culpa del clero porque hay que tener en cuenta el contexto histórico de aquel tiempo. Pero creo que aquí no hubo muchos Franciscos Javier ni Matteos Ricci para llevarla a cabo como ellos lo hicieron en oriente. Y lo peor es que creo también que en gran medida seguimos agrediéndoles culturalmente en la actualidad. Trabajé entre los k'ekch'ìes de Alta Verapaz en Guatemala, y allá luché por inculturarme lo más que pude. Creo que el extranjero jamás logra una total inculturación, pero la logré en gran medida.

Problema es ¿hasta que medida la Iglesia Católica romana me permite llegar a inculturarme totalmente? Por ejemplo: los colores litúrgicos para su cultura tienen un significado muy distinto ( esto solo para mencionar un punto, pero hay otros de mucho mayor envergadura), mientras que siempre me asombré de la comprensión y capacidad de interpretación que tienen ellos de la Sagrada Escritura (pienso que esto último se debe fundamentalmente a una razón que expuso Tony de Mello s.j. a un grupo que recibía sus cursos, dijo más o menos: "a ustedes, occidentales, le cuesta mucho más encontrar el verdadero significado de la escritura porque fue escrita por orientales, como nosotros", lo que podría apuntalar mi teoría que los indígenas son más de pensamiento oriental que occidental y por eso comprenden tan bien la Sagrada Escritura). 

Después de esta consideración te planteo otra impresión que tengo para que me la confirmes o la niegues (o la puntualices). Analizando "Memorias de una Geisha" creo que la última brutal agresión norteamericana en la Segunda Guerra se dio después de la firma de la paz. Tampoco quiero analizar quien tuvo la culpa en el inicio del conflicto, sino el hecho que creo que la cultura japonesa era una cultura increíblemente golpeada por el conflicto, pero el desembarco de las tropas norteamericanas y la posterior ocupación de Japón por ellas, fue, literalmente, la llegada de una horda de salvajes a una cultura milenaria que tenía una mística especial. Pudieron haber llevado prosperidad económica, no lo pongo en discusión, pero creo que fue una agresión cultural brutal y alienante. ¿Crees que mi impresión es correcta?

Saludos y gracias por tu atención


id: 56315
permalink de este mensaje: https://eltestigofiel.org/index.php?idu=fr_56315
Re: San Francisco Javier
por: Maricruz (221.89.37.---) - 06-dic-2010, 00:30:21

Uy ¡cuántos matices a considerar!

En primer lugar siento que el editor me cortase la frase que escribí, aunque se puede deducir fácilmente. El despiste fue que no releí el post, como hago con frecuencia, para corregir estos lapsus de tecleo. porque no solo falta el final, sino también algunas frases les falta algo. pero como supongo que son gente bastante lista estoy segura que no se han perdido el sentido.

Comienzo con mi final, que simplemente era decir que ese temperamento oriental que describo de manera muy sucinta y poco matizada, se puede ver fácilmente en los personajes del cine japonés, si somos observadores.

Eso que he subrayado en negrita y que tu describes estupendamente, Abel, es cierto, y no solo en Oriente, ¿verdad? Comprender con el corazón es conectar la sabiduría espiritual con el conocimiento concreto, puramente externo y sensorial. (perdonad que no uso las palabras exactas que deseo, porque estoy perdiendo las palabras que busco y no me aparecen. (Y es que el cerebro comienza a decirme que ya es mayorcito....) Una formación teológica basada solo en aprender-recordar-declarar, sin conllevar un despertar interior a las verdades que esa enseñanza vehicula ha sido y es un problema. La enseñanza debería ser una iniciación: es decir introducir a un conocimiento que conlleve una vida, un despertar espiritual. Por supuesto no toda la responsabilidad de los fracasos en este sentido viene de los formadores; también depende de los discípulos, de su abertura de corazón y su docilidad. En Jesús y sus discípulos tenemos una muestra preciosa de lo que debería ser nuestra formación cristiana. el Maestro enseña adaptandose a el momento, capacidad y receptividad del discípulo, sin dejar por ello de darle buenos timbrazos de despertador para llevarle más allá de la comodidad y la satisfacción en que se encuentra. Los discípulos reaccionan con sus más y sus menos, tenemos el ejemplo del fracaso de Judas, hasta la total adhesión del discípulo amado, quien, no obstante, irá creciendo durante toda su vida, principalmente después de la resurrección de Jesús y la infusión del Espíritu en una comunión total con el Maestro: Es la comunión de amor que nos revela el cap 17 del Ev. de Juan como necesaria para la plena realización de nuestra vocación cristiana de hijos en el Hijo, en el misterio del Amor trinitario, es decir, el misterio nuclear de la Deidad. Por esto los antiguos maestros de la vida monástica insistían en la unificación del corazón con la mente: "La cabeza debe bajar al corazón, y el corazón, subir a la cabeza" Y, aunque se puede, no conviene interpretarlo simplemente como la unificación de lo emotivo y lo racional. Porque se trata del "corazón-ser" del eje o centro de nuestro ser al completo: espíritu, ánima y carne y todos los aspectos en que quieran clasificar al ser humano. Solo así nuestro raciocinio se convierte en intelecto verdadero, un intelecto iluminado por el espíritu, en cuya punta fina actua -cuando le acogemos verdaderamente- el Espíritu Santo.

Sobre inculturación, como comentas, Macnuel, supongo que se escribe mucho, En tiempos de Xavier y Ricci, no todos eran Xavier y Ricci, En América, no todos iban del brazo de los "conquistadores" abusones y depredadores. Tenemos el ejemplo de las misiones jesuitas en Uruguay, o franciscanas en California, que evangelizaban y se adaptaban a la cultura en todo lo que no era antievangélico. Esta es la base tambièn de la inculturación actual, tal como es propuesta en los documentos sobre el tema.

Pero entonces, como ahora, había situaciones de toda clase, no ya entre los extranjeros llegados con intereses muy diferentes del Evangelio, sino entre la misma gente de Iglesia. Aquí después de Javier y la primera generación de misioneros, llegaron otros, y es tan recordada la actuación de ellos como la de Javier... A éste se le admira, pero al superior enviado más tarde, cuando la cristiandad japonesa estaba floreciente, un italiano llamado si no me equivoco porque escribo de memoria, P. Valignano, que quería una cristiandad copiada de la italiana de su tiempo, desde los edificios hasta la formación y costumbres, supongo que hasta los alimentos... Hizo bastante perjuicio. Seguramente con buena intención, pero ya sabemos que las buenas intenciones no siempre dan tan buenos resultados... He buscado en internet y aqui hay una descripción del Japón de entonces hecha precisamente por él. Me doy cuenta que aunque describe con bastante fidelidad lo que ve, lo hace desde un punto de vista exterior, sin real empatía...

Como decía, actualmente es igual, en todas partes, hay los misioneros que se llevan consigo su manera de ser y vivir y no encuentran deseable ni necesario el adaptarse. Muchas veces es que no sabemos, no que no queramos... No todo es tan simple. Mi parecer, por supuesto es inculturarse en todo cuanto se pueda, pero sin artificialidad. No se trata simplemente de ponerse kimono para celebrar la misa... aunque pueda quedar muy mono... Es despertar la empatía interior y a partir de ahí, sin temor a errar ni a quedar mal alguna vez... ser realmente uno-mismo-con-el-otro, un yo en comunión. Dimitir de uno mismo es artificioso; prescindir del otro es egoista. Y así creo que es la manera de poco a poco, de manera natural ir adquiriendo actitudes y maneras comprensibles para los que te rodean tanto en el hablar como en el actuar.

Decias, Macnuel, sobre el caso concreto de los colores. Es un ejemplo que sirve para muchas otras cosas. En esto como en todo, hay que actuar en obediencia y en libertad, si falta uno de los dos ingredientes, las cosas puede que no vayan bien... Aquí daré mi parecer personal, con el que muchos quizás no estarían de acuerdo. Si estás en una comunidad de mayoría india, y en esa comunidad el signo de los colores tiene importancia, creo que se deberían adaptar los colores litúrgicos a ello. Pero como la Iglesia es universal también será bueno enseñarles como, en el mundo, esos colores significan otras cosas., porque podría darse que algunos de esos indiecitos emigren a trabajar a la ciudad y encuentren los otros colores. Deberían estar preparados ellos también para comprender y comprenderse dentro de otras comunidades cristianas con costumbres o signos que no fueran los de su propia comunidad. No se trata de hacer gettos, como tampoco de borrar identidades. Se trata de ayudar a que esas personas sin dejar de ser ellos mismos puedan vivir realidades diferentes sin caer en un shock.

Cuento un caso de inculturación bien conseguido. Cuando fui a Africa, a Nampula, el monasterio femenino Mama a Muluku (Mater Dei) realiza su Liturgia acompañada solamente de instrumentos de allí y enriquecida con mucho canto, tan importante en las culturas africanas. En las Eucaristías festivas, la danza litúrgica es realizada con gran belleza, y nada de teatralidad. La realizan las niñas, todas vestidas con sus brillantes capulanas con gran respeto, que se irradia en sus actitudes de sacralidad en todos los movimientos que realizan. Es preciosa por ejemplo, la danza de veneración de la Palabra, alrededor del Libro sostenido en alto por la Madre, previo a la Liturgia de la Palabra. También el canto del Kirie, totalmente africano y con los gestos africanos de arrepentimiento y petición de misericordia. Las casullas de los sacerdotes y las albas que visten l@s monaguill@s son de una elegancia y sencillez totalmente africana que te dejan boquiabierta. Ya los quisieran en nuestras iglesias europeas con esos vestidos llenos de encajes...  Esto no traiciona en absoluto la obediencia a las normas litúrgicas, que se cumplen totalmente. La Eucaristía se realiza fielmente en todos sus contenidos. Por supuesto, ese monasterio es imitado con fervor por la Iglesia local. Incluso los cánticos compuestos allí, los copian en el coro de la catedral. Y las ropas litúrgicas (una de las labores de las monjas) son solicitadas por el clero. Y esta obra de creatividad es de las monjas blancas inculturadas.

En sus reuniones festivas, por supuesto, el tambor y las danzas resuenan todo el tiempo. Una fiesta esta compuesta de danzas, actuación teatral, obsequios a la persona a la que celebran, por razon de lo que sea: acogida, despedida, cumpleaños... Eso al lado de una rigurosa vida de trabajo y oración, donde se recitan y cantan todas las horas litúrgicas, además del tiempo de oración meditativa.

Es un ejemplo de fidelidad y libertad, sin que una desplace a la otra. 

Deberíamos tener muy claro el distinguir lo esencial de lo adicional para discernir correctamente qué hacer en cada caso. No siempre tenemos tiempo de consultar una autoridad "mayor". En tal caso guiarnos por el Evangelio, por la caridad y la ayuda del Espíritu Santo creo que es lo correcto, sin pretender tampoco que porque hacemos una opción creyendo que es la mejor, sea siempre la mejor, puede que después hayamos de reconocer que se podría haber dado otra solución. Y eso no hace ningún daño... solo al ego; lo cual lo convierte en un bien.

Hablando de las disposiciones de Roma. Tenemos tendencia a considerar a Roma como un monolito, como un cuerpo unitario y creo que no hay nada más lejos de la realidad. En la Curia, que es donde se cuecen la mayoría de tantas disposiciones, hay pareceres muy diversos. A veces se cree que "Roma" va a ver con malos ojos cierta iniciativa, y la sorpresa es ir a consultarlo y encontrarse con la mejor de las acogidas y el apoyo total por parte del responsable en cuestión. Los problemas los suelen presentar todos esos que son "más papistas que el Papa"... y que querrían una Iglesia paralítica y bien asentada en una silla de ruedas con los mejores dispositivos para el buen funcionamiento.

Muchas veces sentimos cierto desagrado por el volumen de un gobierno curial en Roma, pero muchos no se dan cuenta que la Curia la hemos construido todos nosotros, enviando más y más protestas o consultas a Roma, cuando son cuestiones que deberíamos poder solucionar a nivel de Iglesia local.

No he leido ese libro que mencionas, Macnuel. Pero sí puedo decirte que toda invasión resulta brutal para el pueblo invadido. El vencido está agotado, pobre, con una pérdida de sus ilusiones y destrozado el sentido de todo lo sucedido. Creo que eso se da en todas partes después de una guerra donde el vencedor penetra en el territorio del vencido. En Japón se hizo la guerra, se sacó toda la energía para realizarla, basándola en la divinidad del emperador y en la invencibilidad del país de los dioses. Desde el siglo 19 paralelamente a la apertura del Japón a los extranjeros, la clase militar fue tomando fuerza a base de inculcar esas ideas que unificaron un Japón que no estaba previamente unificado. Así toda la fuerza combativa del japonés estaba basada en esos "nobles" principios. Y así fue como sucesivamente fueron apoderándose de los países vecinos, Manchuria, Taiwan, Korea... y, finalmente el sudeste asiático, imponiendo en estos países el culto al emperador. Todo el sudeste asiático tiene una cuenta pendiente con Japón que si explota un día puede ser algo terrible para este país, pues no han sabido pedir perdón por todos los abusos cometidos que superan enormemente los cometidos por los americanso al invadir Japon. Estos últimos hicieron lo que hacen todos los soldados invasores, buscar mujeres, diversiones, e imponer un orden, una autoridad que no es la suya. Y no obstante, los americanos intentaron imponer a sus soldados un trato as los vencidos bastante más respetuoso del que se suele en estos casos. Pero como es natural, el orgullo japonés se sintió pisoteado por su sola presencia. La declaración del emperador de la rendición del Japón y de que él no era un ser divino, provocó tal dolor y tal reacción como se puede suponer. Hubo muchos suicidios por honor. Para muchos japoneses, la imitación de muchos jóvenes de lo americano, (pues dondequiera que sea los jóvenes aman fácilmente lo nuevo) produce aun mayor vergüenza entre los que consideran que eso es un deshonor. Mucha de la aflicción japonesa por la invasión proviene de su sentido del honor, me parece a mí, pues los esfuerzos que América realizó para levantar este país fueron también muy grandes.

Nos fijamos en un problema que ya ha dejado de serlo, mientras que dificilmente nos fijamos en que las invasiones americanas en Medio Oriente están produciendo violencias y humillaciones mucho mayores que aquellas de Japón, y es que muchos no ven ni comprenden que las guerras brutalizan a los soldados. A todos nos parece que matar a alguien es algo abominable y doloroso, que repugna a nuestra naturaleza. Pues bien, a los soldados en combate se les obliga a pisotear estos sentimientos humanos para hacerlos soldados eficientes, por eso los castigos por deseobedecer ordenes violentas de los superiores militares suele ser la muerte o las torturas, o ambas. Una vez conseguido el brutalizar a un ser humano, este desaparece revestido de una personalidad brutal, en que el dolor infligido aplasta el dolor profundo de infligirlo hasta borrar cualquier sensibilidad. Es un fenómeno común en las guerras que explica las brutalidades que pueden llegar a comenter los soldados. En toda guerra, y en toda raza. Tengo un libro por leer que deseo hacerlo por estar informada, pero como preveo lo que voy a encontrar, mi corazón se resiste y no he podido pasar del segundo capitulo. Me siento herida solo de saberlo. Se trata de las memorias de un niño-soldado africano recuperado. Lo encontré en internet: Beah Ismahel - Un largo camino_Memorias de un nino soldado.

Bueno, hoy he escrito un cartapacio... lo siento. Espero que aporte algo.

 

¿A quién iremos, Señor? Solo tú tienes palabras de vida eterna

id: 56326
permalink de este mensaje: https://eltestigofiel.org/index.php?idu=fr_56326
Re: San Francisco Javier
por: Abel (95.124.162.---) - 07-dic-2010, 02:27:46

opssss. estupendo el cartapacio!

Cada párrafo debería ser glosado. De momento sólo que sepas que lo he leído y hay ideas que me gustaría comentar. Gracias.


---------------------
«La adversidad es el anillo espiritual que sella los esponsales con Dios» (Gertrudis la Magna)

id: 56328
permalink de este mensaje: https://eltestigofiel.org/index.php?idu=fr_56328
Re: San Francisco Javier
por: Maricruz (221.89.37.---) - 07-dic-2010, 03:25:11

Sí, nada de lo dicho es absoluto y todo tiene matices controvertidos. Es a grosso modo. Aunque la única guerra que he vivido es la de Golán y sin perjuicio alguno, aborrezco la guerra y sus secuelas; y la veo, simplemente, monstruosa.  Porque toda guerra deshumaniza y es resultado de un agujero negro de humanidad. 

Volviendo al tema primero. Se ha dicho que la Iglesia evangelizaba con la fuerza de la espada de los conquistadores.., pero si somos sinceros, sabemos que eso también necesita matizarse muy mucho. San Francisco Xavier viajaba a Oriente en los barcos portugueses que lo colonizaban... y al lado de comerciantes "cristianos" que cometían muchos abusos; pero es que de otra manera no habrían podido viajar... En la Isla de Mozambique, donde tuvo su sede el gobierno de la colonia, peregriné al santuario donde la tradición local asegura que San Francisco Xavier hubo de esperar bastante, sentado en la roca para otear un barco que lo llevase al lejano Oriente.


¿A quién iremos, Señor? Solo tú tienes palabras de vida eterna

id: 56342
permalink de este mensaje: https://eltestigofiel.org/index.php?idu=fr_56342
Re: San Francisco Javier
por: Abel (88.30.59.---) - 10-dic-2010, 01:52:39

Está subido a la biblioteca el libro con las meomorias del niño solado que mencionabas: http://.www.eltestigofiel.org/lectura/biblioteca.php?checks=1&query=Un+largo+camino . Una versión, mejorada visualmente para ETF, de la que edición que se consigue en emule.


---------------------
«La adversidad es el anillo espiritual que sella los esponsales con Dios» (Gertrudis la Magna)

Nuevo mensaje en el foro La voz del Espíritu
título:
autor:
Copia este código antispam en el casillero:
© El Testigo Fiel - 2003-2019 - todos los contenidos del portal pueden reproducirse libremente, mencionando la fuente.
Sitio realizado por Abel Della Costa - Versión de PHP: 7.2.22