Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +
El Testigo Fiel
formación, reflexión y amistad en la fe, con una mirada católica ~ en línea desde el 20 de junio de 2003 ~
rápido, gratis y seguro
conservar sesión
  • Por sobre todo, los miembros registrados dan forma y sentido a este sitio, para que no sea solamente un portal de servicios sino una verdadera comunidad de formación, reflexión y amistad en la Fe.
  • Además tienes ventajas concretas en cuanto al funcionamiento:
    • Tienes reserva del nombre, de modo que ningún invitado puede quedarse con tu identidad.
    • En los foros, puedes variar diversas opciones de presentación (color de fondo, cantidad de mensajes por página, etc.), así como recibir mail avisándote cuando respondan a cuestiones de tu interés.
    • También puedes llevar un control sobre los mensajes que leíste y los que no, o marcarlos para releer.
    • Puedes utilizar todas las funciones de la Concordancia Bíblica on-line.
registrarme
«Mira que estoy a la puerta y llamo,
si alguno oye mi voz y me abre la puerta,
entraré en su casa y cenaré con él, y él conmigo...»
formación, reflexión y amistad en la fe, con una mirada católica ~ en línea desde el 20 de junio de 2003 ~
Beato Emerico de Quart, obispo
fecha: 1 de agosto
†: 1313 - país: Italia
canonización: Conf. Culto: León XIII 14 jul 1881
hagiografía: Santi e Beati
Elogio: En Aosta, en los Alpes Graios, beato Emerico de Quart, obispo, admirable por su austeridad de vida y por su celo en la salvación de las almas.

Otra brillante figura de santidad de la antigua diócesis de Aosta, que tuvo entre sus hijos a san Anselmo, san Urso, san Jocundo, san Grato. El beato Emerico nació en el castillo de Quart hacia la mitad del siglo XIII, hijo del noble Jacobo II. De joven, deseoso de estudiar teología, fue enviado a la universidad, posiblemente la de Turín, donde obtuvo el grado de Doctor. Al término de los estudios, retornó al castillo de Quart; pero no sintiéndose a gusto entre las vanidades del mundo, se retiró a un lugar -hoy llamado Valsainte- a una hora del castillo, para llevar vida solitaria, dedicado a la contemplación y a la oración; en ese lugar surgió después un oratorio, que recuerda las penitencias de Emerico, y es meta de peregrinación.

No queda claro si después del período eremítico entró entre los canónigos de San Urso, o tal vez como subdiácono del Capítulo de la Catedral; de cualquier manera, se dedico por completo a la salvación de las almas, ssuscitando la admiración general, al punto que a la muerte del obispo Nicolás I Bersatori (1301) los dos Capítulos lo eligieron como sucesor.

Fue consagrado obispo hacia el final del 1301, en Biella, por el obispo de Vercelli Aimón de Challant. Su obra fue muy amplia: nombró buenos maestros de escuela, admitió al sacerdocio sólo clérigos dignos y probados, aplicó las leyes de residencia, dio sus ingresos como limosna, conservando para sí sólo lo necesario para vivir, ayudando a las iglesias de la diócesis.

Emerico demostró una sabia firmeza en la defensa de los derechos y deberes temporales que su cargo le imponía; tenía un espíritu fuerte y brillante, de carácter dócil, tratable, pero inflexible ante el mal, con modales amables y elegantes que encantaban a todos. En cuanto a realizaciones espirituales, visitó la diócesis, convocó el sínodo diocesano de 1307, revitalizó la religión, construyó numerosas iglesias, instituyó en 1311 la «Fiesta de al Concepción de la Virgen María»; escribió en 1305 el precioso «Liber censuum», una descripción fiel y sorprendente de las costumbres feudales en el Valle de Aosta, utilísimo para los historiadores del Medioevo.

Su episcopado duró del 1302 hasta el 1313; Emerico murió el 1 de agosto de 1313, y fue sepultado en la catedral. Varios milagros ocurridos por su intercesión a lo largo de los siglos, hicieron que fuera considerado beato por fieles y clero. En 1551 las reliquias fueron exhumadas y puestas en un relicario. Los obispos de Aosta siempre aprobaron el culto del beato Emerico; pero sólo el 14 de julio de 1881, con decreto del papa León XIII, después de un regular proceso canónico, el culto y el título de beato fue confirmado oficialmente.

Traducido para ETF de una artículo de Antonio Borrelli.

fuente: Santi e Beati
accedido 1274 veces
ingreso o última modificación relevante: ant 2012
Estas biografías de santo son propiedad de El Testigo Fiel. Incluso cuando figura una fuente, esta ha sido tratada sólo como fuente, es decir que el sitio no copia completa y servilmente nada, sino que siempre se corrige y adapta. Por favor, al citar esta hagiografía, referirla con el nombre del sitio (El Testigo Fiel) y el siguiente enlace: https://eltestigofiel.org/index.php?idu=sn_2676
puedes agregar un comentario
nombre:
email (opt):
comentario:
Ip: 3.219.167.194
Copia este código antispam en el casillero:
© El Testigo Fiel - 2003-2020 - todos los contenidos del portal pueden reproducirse libremente, mencionando la fuente.
Sitio realizado por Abel Della Costa - Versión de PHP: 7.2.32